ÚLTIMA HORA
En breve ampliamos
Octubre
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31
Internacionales

Memorias de Recalde: Personalidad, imagen y enseñanzas de un precursor e ídolo del rally

Referentes como Luis Moya, Federico Villagra, Marcos Ligato, Gabriel Raies y Rubén García recuerdan al “Cóndor de Traslasierra”

12/03/2021 | Leandro Mazzucchelli | Fotos: Press | Leído: 1124

Twitter: @Mazzucchelli_L
Instagram: @leandromazzucchelli

(Créditos fotográficos: ver final del artículo

 

Esta semana ha marcado el vigésimo aniversario desde la desaparición de Jorge Recalde, cuya fecha de partida dio lugar al nacimiento del Día Nacional del Rally Argentino. Durante sus múltiples años de trayectoria en el campeonato nacional y el WRC, el piloto de Mina Clavero forjó grandes lazos de amistad con colegas y rivales como Luis Moya, Federico Villagra, Marcos Ligato, Gabriel Raies y Rubén García, quienes hasta el día de hoy conservan un sinfín de recuerdos, anécdotas y enseñanzas.

 

Tras haber publicado una primera entrega especial, la cual ha repasado la victoria de Recalde en Argentina 1988 y sus historias del Rally Safari, MotorBox ha entrado en contacto con varios referentes de este deporte para explorar otras facetas más personales del “Cóndor de Traslasierra”. A través de los siguientes fragmentos de entrevistas, recordaremos cómo era el piloto de Mina Clavero al volante de coche de rally, pero también conoceremos su perfil deportivo y humano, debajo del auto de carreras.  

 

A continuación, compartiremos los mejores testimonios de los múltiples campeones del Rally Argentino, Gabriel Raies, Federico Villagra, Marcos Ligato y Rubén García, acompañados también de las historias del ganador del Mundial de Producción 2001, Gabriel Pozzo, y también del co-piloto Luis Moya, quien obtuvo dos títulos del WRC junto a Carlos Sainz. Además, otras grandes personalidades del rally a nivel argentino, sudamericano y europeo, como Juan Carlos Alonso, Fernando Mussano y Edgardo Galindo también se han sumado a contribuir con sus historias y recuerdos de Recalde.

 

Luis Moya (extracto de Flat Out Podcast): Con Jorge teníamos una magnifica relación, como tuvimos con toda la gente con la que compartimos el Mundial de Rally. Además, recuerdo que Recalde tenía una manera muy curiosa de entrenar y siempre llevaba puestas unas ‘alpargatas’ y también tenía muchas manías. Por ejemplo, en un Tour de Córcega me dejó su coche de alquiler por un momento porque tenía que ir a otro sitio y me dijo: “Luis, ni se te ocurra moverme el asiento”, porque no quería que le cambie la regulación de la butaca.

 

Pero, más allá de eso, recuerdo con mucho cariño a Jorge, porque además siempre que íbamos a correr el Rally Argentina teníamos una parada obligatoria en la casa de su madre. Cada vez que íbamos a hacer los entrenamientos para los tramos de Mina Clavero y El Cóndor, aprovechábamos para visitar su casa para comer y recuerdo que allí he comido de los mejores asados que había probado en mi vida.

 

Por lo demás, teníamos una excelente relación y como éramos de habla hispana, nos encontrábamos muy seguido porque lógicamente no había mucha gente que hablara español en el Mundial de Rally. Entonces, nos reuníamos muy a menudo con Jorge, el “Bicho” Del Buono, Gustavo Trelles y con Carlitos Menem, el hijo del ex presidente. Entre los binomios de habla hispana nos veíamos muy seguido y hablábamos bastante, antes y después de los rallyes, porque además hacíamos muchas prácticas y pasábamos varios días en el país. Entonces, aprovechábamos para coincidir y reunirnos a cenar.

 




Gabriel Raies: Jorge ha sido mejor piloto. No sé si fue el más rápido, pero si estoy seguro de que fue el más completo que tuvo Sudamérica en el rally. Era una persona muy simpática y si bien siempre tenía una cara muy seria, esa no era su verdadera forma de ser. Al contrario, era un tipo bárbaro y una persona excelente. Fue quien permitió que el rally se imponga en Argentina, quien llevó nuestro rally al exterior y quien trajo la calidad del rally internacional a nuestro país. Sin dudas, fue alguien muy importante a nivel deportivo y humano.

 

Además, cuando nació la Asociación de Pilotos del Rally Argentino, estuvo fundada por mí, junto con Jorge Recalde, Jorge Bescham, Walter Suriani y Daniel Preto. De entre todos, Jorge Recalde era el presidente y yo el vicepresidente. Cuando teníamos reuniones, podíamos estar discutiendo durante media hora o el tiempo que hiciera falta y no parábamos hasta que Jorge no dijera: “OK, listo, vamos a hacer esto”.

 

En esos momentos, Preto siempre decía: “Bueno, habló el anciano sabio. Se terminó la discusión” (risas). Eso habla del respeto que teníamos por Jorge. Si bien no había una gran diferencia de edad entre nosotros, él tenía muchos más años de experiencia en el rally que los demás. De hecho, a mi me enseñó muchas cosas a nivel personal y siempre aprendí mucho de Jorge. Pero, después de haber aprendido de él, yo quería ganarle y además “tenía” que ganarle, porque yo vivía de este deporte y en ese momento, ganarle a Recalde era como colgarse una medalla.

 

Federico Villagra: Jorge fue un grande del automovilismo y también un grande del rally. Ha sido una persona a la que todos mirábamos mucho en su época y un gran piloto que ha logrado formar parte de equipos oficiales para una época en la que ningún otro argentino pudo llegar a conseguir algo así.

 

Tuve la suerte de haber podido correr contra él y de haberlo conocido ya desde años anteriores. Juntos compartimos muchas carreras y anécdotas, porque también formamos una linda amistad. Además, pude sacar provecho de muchas cosas que veía en su estilo de conducción y que son detalles que me permitieron aprender muchísimo. Recuerdo que siempre me llamaba la atención ver las fotos de los autos de Jorge y notaba que él doblaba con las ruedas rectas. Gracias a eso, con el tiempo fui entendiendo por qué la maniobra de doblar con las ruedas rectas hacía que todo fuera más rápido.

 

Marcos Ligato: Cuando decís la palabra “rally” en nuestro país, Jorge siempre sobresale, porque fue el único argentino que ganó una carrera por el Campeonato del Mundo. Por lo tanto, yo creo que él es “El Señor Rally” de Argentina. Siempre doy gracias a Dios, no solo por haber tenido la suerte de conocer a Jorge, sino también de haber podido correr contra él y de haber aprendido mucho de él.

 

En mis inicios, Jorge estaba en los últimos años de su carrera y pude correr contra él a partir de 1999 en el Rally Argentino. Desde el 2000, Jorge ya empezó a correr con el Ford (Escort RS Cosworth) y yo estaba con un Mitsubishi (Lancer Evo VI) en una categoría menor (N4). Pero, más allá de eso, el deseo que tenía y lo que representaba tratar de ganarle a Recalde era algo tremendo. Me acuerdo que yo corría todos los rallyes tratando de ganarle en la clasificación general y por suerte pude lograrlo varias veces.

 




A pesar de eso, todo el tiempo disfrutaba de correr contra él y de recibir sus consejos, sobre todo cuando compartimos el equipo de Gerardo Klus (N.de.R: Pro Rally). En la temporada 2000, que fue la última que atravesamos juntos, compartí mucho tiempo y viajes a todas las carreras con él. Jorge ha sido un referente, un grande y después de haber competido sanamente entre nosotros, me dejó muchas enseñanzas en lo personal.

 

Pude conocer a Jorge de una manera que fue realmente muy agradable, porque cuando compartimos el mismo equipo, él ya no tenía nada que demostrar y estaba disfrutando del automovilismo. De hecho, en el Rally de San Martin de Los Andes del 2000 peleamos entre nosotros por la general, tramo a tramo, hasta el final de la carrera.

 

Antes de correr la última prueba especial, estábamos separados por un segundo o por unas pocas décimas. Cuando terminamos, recuerdo que Jorge estaba con su auto detenido en el control final, junto a su navegante Diego Curletto, esperando para ver qué tiempo había marcado yo, pero al final Jorge me ganó la carrera por más de un segundo.

 

También recuerdo que le dije a Rubén (García): “no puedo creer que este tipo esté esperando para ver si pudo ganarnos, o no”. Competir contra Jorge Recalde y que él nos tuviera en cuenta como un rival importante era algo impresionante para mí. En ese momento, me ganó la carrera, pero, haber visto que Jorge estaba esperando para ver cuál era mí tiempo fue mucho mejor que haberme quedado con la victoria.

 

Gabriel Pozzo: Para mi, Jorge fue un precursor del rally y fue el piloto que ‘abrió el camino’ de Argentina en el Campeonato del Mundo. Creo que nuestro país tuvo muchos grandes pilotos. Pero Jorge, desde su función como piloto y su rol debajo de un auto de rally, fue excelente para todo lo que significa relacionarse para poder encontrar un lugar donde correr en Europa. Cuando yo empezaba a competir, él ya estaba terminando su carrera deportiva. De todas formas, Jorge me dio muchos consejos a nivel personal y deportivo, que me resultaron muy útiles.

 

Recuerdo que cuando fui a correr a Europa, Jorge ya era conocido allá como “Jorge Recalde” por ese entonces. Era una persona muy querida y un ser humano muy respetado por todos. Entonces, él brindaba una imagen muy buena de nuestro país y nuestro rally en Europa. Más allá de lo deportivo, él dejó una imagen muy importante y que lo mantiene muy bien recordado por todos.

 

Rubén García: Sin dudas, los distintos logros que Jorge obtuvo en su carrera deportiva tuvieron una gran repercusión a nivel mundial. Eso hizo que él se volviera una persona muy, muy respetada. No es fácil que un argentino logre eso en este deporte, pero Jorge pudo conseguirlo. Además, tenía una personalidad extremadamente honesta y siempre mantuvo esa misma forma de ser.

 

Es cierto que era alguien tímido y un poco reservado. Pero, más allá de eso, todos saben lo que Jorge representó y no hace falta decirlo. Al principio, cuando volvió del Mundial de Rally para correr en el Campeonato Argentino, lo veíamos como alguien lejano. Pero, al poco tiempo lo adoptamos como uno más de nosotros y se volvió muy amigo de muchos pilotos y navegantes. Eso lo convirtió en una personalidad todavía más importante de lo que él ya representaba anteriormente.

 




Además, sé que muchas veces Jorge resignó sus posibilidades de correr en Europa para poder hacer el Rally Argentina. Fue todo un amante de este deporte y eso lo llevó a ser un piloto oficial de Lancia, al más alto nivel, algo que no su pudo repetir nunca más.

 

Más allá de eso, lo que siempre destaco de Jorge es el respeto que tenía por todos los reglamentos, que era algo que sin dudas lo incorporó después de tantos años que corrió en el Mundial de Rally. Era un piloto con una altísima honestidad y siempre fue muy justo a la hora de correr: si ganaba, lo hacía con lo que tenía ¡y esa es la manera!

 

En los últimos años que corrimos contra Jorge, se estaba estrenando la regla para no hacer más de dos pasadas en los reconocimientos. Por eso, él siempre se preocupaba por que nadie hiciera la hoja de ruta fuera del reglamento. Era una más de las personas que siempre vigilaba estas cosas y averiguaba si algún piloto había ido antes a los caminos para hacer la hoja de ruta. Él siempre procuraba que todos estuviéramos en las mismas condiciones. Para una persona de su trayectoria, no era necesario que lo hiciera, pero Jorge lo hacia de todas formas porque era alguien muy respetuoso con las reglas.

 

Siempre recuerdo que en el 2000, cuando compartíamos el equipo de Gerardo Klus con Jorge y Marcos (Ligato), nosotros estábamos peleando por la victoria en la general, pero Jorge nos iba ganando por tres décimas. Cuando faltaban dos tramos para terminar la carrera, aproveché una pausa en la asistencia y entré al camión del equipo para ir al baño. En ese momento, Jorge estaba afuera tomando un café y vio que yo había dejado mi tarjeta con los tiempos sobre una mesa. Cuando salí del baño, la tarjeta ya no estaba, pero yo lo miraba a Jorge y era alguien tan grande que sentí que no podía decirle nada.

 

En ese momento, Marcos me pregunto: “¿Qué te pasa petiso?” y yo le dije que no me pasaba nada. Me acuerdo que buscaba por todos lados y no podía encontrar mi tarjeta. Entonces, empecé a ponerme nervioso, porque si perdia la tarjeta nos iban a excluir del rally. Después de unos diez minutos, Jorge se acercó a mí, sacó la tarjeta del bolsillo, me miró y me dijo: “Nene, no dejes la tarjeta sola nunca más” (risas) ¡Me había escondido la tarjeta a propósito! Ese día, casi me muero del susto. Después que pasó eso, le conté la historia a Gerardo Klus y siempre que la recuerda, se muere de risa.

 

Fernando Mussano: Hoy, el nombre de Jorge Recalde es prácticamente una marca registrada y un icono en todo el mundo. Todos conocen el nivel de conducción excepcional que tenía y todo lo que ha conseguido. Creo que eso es algo muy lindo, no solo para quienes corremos en rally, sino también para aquellos que no corren, pero que son cordobeses. Es un orgullo saber que Jorge nos ha representado a nivel mundial y que ha dejado una impresión tan buena de nosotros.

 

Juan Carlos Alonso: Jorge fue una persona que ‘sembró’ la semilla del rally en Argentina y quien marcó cómo teníamos que trabajar para poder hacer las cosas bien. Él siempre fue un ídolo para mí. Si bien pude charlar con él varias veces, en ese momento no tuve la posibilidad de poder compartir más tiempo con Jorge como piloto, porque yo comencé a correr en el Rally Argentino a partir de 2002.

 




Más allá de eso, él siempre fue un referente de toda la vida para mí y recuerdo que pude verlo correr cuando fui a mi primer Rally Argentina del Campeonato Mundial en 1984. Hasta el día de hoy, yo considero que Jorge es mi máximo ídolo y mi modelo a seguir, porque todos soñamos con ser lo que él fue en su época.

 

Edgardo Galindo: Para mi, Jorge es el espejo en el que todos queríamos mirarnos, para parecernos un poco más a él. Sin dudas, es el mejor piloto para mi y siempre lo he admirado muchísimo al igual que al “Bicho” Del Buono. Cuando empecé con mi carrera de navegante, veía a Jorge Recalde como el máximo ídolo y eso se mantiene hasta el día de hoy.

 

“10 de marzo de 2001: cuando El Cóndor dijo adiós y Ligato alcanzó la gloria”
Jorge del Buono:
Cuando a un piloto le ocurre lo que le pasó a Jorge, o sea fallecer corriendo un rally, es algo que queda marcado a fuego y hace que la gente lo recuerde mucho ms que si hubiera fallecido en una época actual, con 60 o 70 años de edad.

 

Marcos Ligato: Cuando Jorge murió en el Rally de Villa Dolores 2001, yo estaba corriendo la segunda fecha de mi carrera dentro del Mundial de Rally, en Portugal. Recuerdo que venía ganando el evento y también estaba liderando el mismo sábado en el que ocurrió su fallecimiento. En ese momento, nadie me quiso contar que él había muerto, porque todos sabían el gran aprecio que yo tenía por Jorge y nadie quería afectarme mentalmente con la noticia. Por eso, durante ese día todos trataron de ocultarlo, para que no me entere de lo que había pasado.

 

Al día siguiente pude ganar el Rally de Portugal y en ese momento Rubén me contó que Jorge había muerto cuando estábamos haciendo el enlace final después de la última prueba especial. Sin dudas, fue una de las peores noticias que podía haber recibido y además llegó justo cuando tenía una gran alegría después de haber ganado mi primer rally por el Campeonato del Mundo.

 

Haberme encontrado con esa noticia fue algo tremendo y nunca lo voy a olvidar. De hecho, todavía tengo guardados muchos recortes de diarios en los que decían que ‘un grande’ se iba y ‘otro grande’ nacía, en referencia a la muerte de Jorge y a mi victoria en Portugal. Son cosas que hasta el día de hoy conservo y guardo con mucho cariño.

 

Rubén García: En ese Rally de Portugal que ganamos con Marcos, nosotros corríamos para Top Run Motorsport y es difícil de explicar la cantidad de personas que llegaron hasta el box del equipo, conmocionados por la noticia de la muerte de Jorge. Desde David Richards, Carlos Sainz y todos los demás pilotos, navegantes y miembros de equipo pasaron a visitarnos por el box del equipo italiano. Solo en circunstancias así te das cuenta de la relevancia que él tuvo y de la repercusión mundial que Jorge causó con los distintos logros que obtuvo en su carrera deportiva.

 

Créditos fotográficos: Martín Christie, Rubén García, Matías Álvarez Ferreira, Javier Antun Urbano, Juan Carlos Robledo



Otras noticias


Toda la información sobre mundo de la competición de rallyes

WRC
ERC
Nacional de Asfalto
Nacional de Tierra
Internacionales
Regionales
Históricos
Otros
Rallyes ONLINE
Coches de calle
Toda la información sobre el mundo de la competición en circuitos

F1
WTCC
DTM
Fórmula E
WSR
Indycar
GP2 / GP3
Resistencia / GT
CER / Clio
Otros
Coches de calle
Web pensada para ayudar a la divulgación del mundo de la competición

Dossier
Webs
Comunicados
Fotografía
Vídeos (on boards)
Redes Sociales
Web pensada para poder ofrecer diferentes productos propios y ajenos para que los aficionados los puedan adquirir

Update CMP